Politica, economía

domingo, febrero 07, 2016

Perfil sospechoso

Por Francisco Luciano
Opinión
La Policía anuncia que detendrá a las personas que transiten en motocicletas que presenten un perfil sospechoso.   Lo cierto es que por la capacidad de desplazamiento que tiene este tipo de vehículos, son preferidos por delincuentes para transportarse al momento de hacer sus fechorías, pero también por los colmaderos, las pizzerías y  empresas prefieren usar este tipo de vehículo para  brindar sus servicios de manera más eficiente.

La Policía dice que detendrá para fines de verificar que no sean delincuentes, a quienes se transportan en motores y tienen un perfil sospechoso. Ellos sabrán quien es un sospechoso, pero es sabido que la policía, puede por razones de seguridad, requerir a cualquier conductor o transeúnte, los documentos que prueben la propiedad del vehículo o simplemente para verificar que el vehículo transite conforme la Ley. Lo que la policía no debe hacer, y lo hace,  es meter preso a nadie sin una orden judicial, sin que lo atrape en fragante delito.
Si se quiere frenar  la delincuencia que usa motores, debiéramos comenzar por aplicar la ley a todas y a todos por igual y además establecer requisitos especiales para transitar en motocicletas y establecer un régimen de consecuencia drástico de igual aplicación para civiles, militares y policías.

Lo primero sería impedir el tránsito de motocicletas, carros y demás vehículos sin placa y sin seguro y eliminar los “chances” para quienes anden sin licencias  y sin el seguro del vehículo.  Establecer para estos casos, penalidades que vayan desde la confiscación del vehículo hasta multas que sean iguales al 50% del valor de los mismos en el mercado.

Deberíamos establecer un reglamento que obligue a todo conductor y acompañante de una motocicleta a usar el debido casco protector, además de un chaleco específico  y que tanto el casco como los chalecos tengan a ambos lados el número de la placa del motor de manera visible. 

Establecer para los casos de violación a esta norma, un castigo que vaya desde siete (7) días  con un letrero que diga: ponte el casco y el chaleco en la vía pública, hasta multas equivalentes al precio del vehículo que conducen.

Establecer que todo miembro de la Policía o de cualquier organismo militar que ande en motocicletas inobservando las normas, será degradado deshonrosamente frente a sus compañeros y televisados,  e igual ocurrirá si conducen sus motocicletas por túneles y elevados donde esté prohibido.

Estas normas simples, con una campaña educativa permanente en los medios de comunicación, las escuelas y universidades,  contribuiría no solo a arrinconar a los atracadores que andan en moto, sino que mejorara la seguridad y el tránsito, así como las finanzas públicas.

Perdónenme las autoridades políticas del país, desde el señor presidente de la República, pasando por los legisladores y alcaldes, pero a ustedes corresponde la responsabilidad de frenar el desorden en que se ha convertido el tránsito y garantizar la seguridad en el país.

0 comentarios: